POLITICA


Arde el poder en Paraguay por la visita de Macri a Cartes: "Fue por negocios", dicen en el Gobierno



Fecha: 16/07/2020   11:38

- La fugaz visita de Mauricio Macri a Paraguay para mantener una reunión con el expresidente Horacio Cartes sigue dando que hablar en ese país ya que la opinión pública se mostró en buena medida indignada por un viaje que implicó adecuar de apuro la normativa de la cuarentena, que supuso un permiso especial en una nación cuyas fronteras siguen cerradas y que incluyó abrazos, apretones de mano y diálogos cercanos sin barbijo, todo lo que se veda allí a los ciudadanos comunes


 Relacionadas





En diálogo con Ámbito, fuentes oficiales de ese país vincularon el encuentro entre los dos exmandatarios con posibles emprendimientos financieros o energéticos. ¿Pedido de lobby? Una trama política en la que Mario Abdo se juega su permanencia en el cargo.

“Horacio Cartes controla a un grupo grande de diputados y senadores, entre quienes distribuye cada quincena unos 5.000 dólares”, le dijo a Ámbito desde Asunción Efraín Alegre, presidente del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA) y candidato derrotado en las elecciones de 2018 por Abdo por apenas tres puntos y medio. El oficialismo presiente en ese detalle una espada de Damocles.



En la mesa chica del Palacio de López, según averiguó Ámbito, las especulaciones y las averiguaciones giraban, según una alta fuente gubernamental, en torno a una certeza: “Cartes y Macri hablaron de negocios”.



De hecho, Abdo Benítez aceptó recibir al argentino como demostración de cortesía, añadió la fuente, que dio cuenta de una cierta incomodidad por el carácter forzado de la breve reunión que ambos mantuvieron en la residencia oficial de Mburuvicha Róga (“casa del líder” en guaraní).



“Marito no supo de la visita hasta la mañana del lunes, cuando fue informado del pedido de entrevista. Se decidió, por agenda, que no fuera en palacio. Evidentemente Macri quería blanquear con eso su visita a Cartes”, explicó una fuente cercana al Jefe de Estado.



El motivo de la escapada fue sin dudas importante para las partes: Cartes envió especialmente a Buenos Aires un avión para recoger a su invitado; este, en tanto, aceptó que el precio de una reunión breve fuera un confinamiento sanitario de dos semanas a su regreso a la Argentina.



La visita “obedeció a una invitación de mi amigo el (ex) presidente Cartés (sic) para repasar una agenda de futuro, de cómo hay que salir de este momento de preocupación que ha significado esta pandemia”, dijo Macri al canal de su anfitrión, GEN TV. No convenció.



En el círculo más próximo a Abdo Benítez las sospechas y averiguaciones febriles giraban ayer en torno a dos tipos de negocios, uno financiero y otro energético.



El primero, dado como más probable en el entorno presidencial, apuntaría a la expansión de las actividades del banco BASA (ex-Amambay), parte del Grupo Cartes, hacia la Argentina, objetivo al que, se supone, Macri podría ayudar activando influencias.



“No es casual que Horacio haya convocado a sus asesores financieros y a su hermana Sarah”, rostro visible del conglomerado empresarial, añadió la fuente.



El 19 de mayo del año pasado, el banco de la familia Cartes, fundado como casa de cambios en 1992, fue mencionado por el diario brasileño O Globo. “Desconocido por el gran público pero con sede en un suntuoso edificio de la Avenida Brigadeiro Faria Lima, corazón financiero de San Pablo, el Banco Paulista será blanco de escrutinio de la (operación) Lava Jato por haberse registrado que, en apenas tres años, entre 2014 y 2016, la institución financiera trajo al país en aviones fletados 6.700 millones de reales en efectivo”, 1.245 millones de dólares al tipo de cambio actual.



“Si ese monto hubiese sido transportado en billetes de 50 reales de una sola vez, habría ocupado todo el compartimento de cargas de un Boeing 737. La mayor parte de esa operación de importación de moneda fue hecha con el paraguayo Banco Basa, antiguo Amambay, que pertenece a la familia del expresidente de Paraguay Horacio Cartes”, añadió O Globo.



La entidad paraguaya sospechada respondió a ese señalamiento afirmando que dicho dinero era producto del movimiento comercial de la zona fronteriza.



La investigación, sin embargo, actualizó las denuncias por contrabando, especialmente de cigarrillos, que pesan desde hace décadas sobre Tabesa, la tabacalera de Cartes y corazón de sus negocios.



Esa fue una segunda derivación de las presuntas vinculaciones del exmandatario con ese esquema de corrupción investigado en Brasil. En abril último, el juez Rogerio Schietti Cruz del Superior Tribunal de Justicia (STJ), máxima instancia penal de ese país, le otorgó a Cartes un habeas corpus que le permitirá aguardar en libertad el trámite de una causa en un tribunal de Río de Janeiro por su presunta relación con el cambista Darío Messer, que está preso y fue calificado en su momento por aquel como su “hermano del alma”.



Otra especulación dentro del gabinete paraguayo vinculaba la visita de Macri con posibles negocios en torno a la represa de Yacyretá, en particular con la construcción de una nueva obra hidroeléctrica en el brazo de Aña Cuá, objeto de un acuerdo firmado en mayo de 2017 durante los mandatos de los dos contertulios del lunes y cuyo costo se estima en unos 4.000 millones de dólares.



De acuerdo con ese entendimiento, se realizó un cálculo de las deudas cruzadas del Ente Binacional Yacyretá (EBY) con los dos países: con Argentina por la financiación de una obra eterna, plagada de sobrecostos y sospechas; con Paraguay como compensación por la inundación de un amplio territorio. El mismo arrojó unos 4.000 millones de dólares a favor de la Argentina, a pagarse a lo largo de veinte años, con diez de gracia. El Gobierno de Macri condonó los intereses en pos de la realización de una obra destinada a expandir una oferta energética escasa: la maquinización del brazo fluvial Aña Cuá.



Hacia allí escurre el agua que pasa por las turbinas de Yacyretá, por lo que la instalación de nuevas máquinas ayudaría a reutilizar ese subproducto.



Ese pacto causó en su momento conmoción en Paraguay y el entonces precandidato Abdo Benítez prometía revisarlo. Pese a eso, en medio de la convivencia conflictiva entre este y el otro caudillo del Partido Colorado, el propio Cartes, el proyecto avanzó en los poderes Legislativo y Ejecutivo.



El problema es que el proyecto Aña Cuá no avanzó del modo necesario en la Argentina, donde el Congreso todavía debe definirse sobre la cuestión.



Ad referendum de esa aprobación, el EBY licitó y adjudicó en 2019 y firmó en marzo último los contratos para las obras civiles y de maquinización de Aña Cuá mediante la instalación de tres turbinas en las margen izquierda de ese brazo fluvial. “Las empresas adjudicadas son: Consorcio ART (Astaldi-Rovella-Tecnoedil), para las obras civiles, y la empresa alemana Voith Hydro Ltd. para las obras de maquinización”, dijo entonces un comunicado. Las tres primeras compañías son, respectivamente, italiana, argentina y paraguaya.



La obra, se prometió, generará 2.400 empleos directos e indirectos y aportará una producción de electricidad extra del 9% a Yacyretá.



En Asunción no descartan que Cartes le haya pedido a Macri su concurso para acelerar los trámites en el Congreso argentino, de lo que depende la concreción de la obra, recomendada por el nuevo embajador en Asunción, Domingo Peppo, pero aún sin definición por parte del presidente Alberto Fernández.



Asimismo, en el Palacio de López recuerdan que el Grupo Macri no podría participar directamente del proyecto por estar en un juicio de arbitraje derivado de su involucramiento inicial en el proyecto Yacyretá. (APFMercosur)




Fuente:  Asunción, 16 Jul (APFMercosur)









 MÁS LEIDAS....
1 El Canciller argentino llevó al Papa Francisco la preocupación regional por la situación en Venezuela.
2 Temer lanzó a Meirelles y puso en marcha la máquina de fabricar presidentes en Brasil.
3 Maduro ordenó la expulsión del máximo representante de EEUU en Venezuela.
4 EEUU sancionó otra vez a Venezuela y tildó de "farsa" a las elecciones.

Texto a buscar:



ir a Archivo [+]




APFMercosur
E-mail:contacto@apfmercosur.com.ar
Tucumán 257, Piso 2, Dpto. 3º
Tel/Fax: (54) - 343 - 4225374 / 4218368
Entre rios - Entre Rios
Argentina

NAVEGACION

REDES SOCIALES

Copyright ©2020 todos los derechos reservados